«Calçotada» popular en el centro de Alboraia. Turismo gastronómico

«Calçotada» popular en el centro de Alboraia. Turismo gastronómico

«Nostre Bar» celebra una «Calçotada» popular que se ha convertido en tradición. Es un día de reunión con amigos, música en directo y de vivir una experiencia gastronómica.

En 2013 «Nostre Bar», situado en el centro de Alboraia en la comarca de «l’Horta Nord», organizó una Calçotada popular en la calle que se ha repetido con gran éxito año tras año, en el mes de febrero. He sido afortunada de estar entre los más de 300 comensales, y me gustaría repetir tantas veces como se celebre.

El bar está situado en la plaza del pueblo, ese día en la calle están preparadas todas las mesas, perfectamente ordenadas para cada grupo de amigos que ha hecho su reserva. Conforme te acercas huele a leña, y ves a la gente que está conversando y riendo, tomando una caña, está relajada porque «La Calçotada» es un día para disfrutar.

Cuando estás en la mesa empieza el espectáculo para la vista y sobre todo para el paladar. El menú consta de pan tostado con tomates y ajos, patatas al horno con «all i oli» y alubias. Después como ya es típico se continua con embutido a la brasa, es artesanal hecho para la ocasión, así que ya podéis imaginar lo bueno que está.

Llega el momento que más esperan los comensales, cuando se sirven los «calçots» acompañados de la salsa romesco. La elaboran con mucho esmero los propietarios de «Nostre Bar», Angel Solaz y Mari Tere Peris. Mireia su hija me cuenta que «es el gran reto de sus padres, se pasan dos días asando tomates en el horno del bar. Mezclando los ingredientes y elaborándola con mucho cuidado. Al ser para tanta gente tienen que estar muy pendientes para conseguir la perfección». Y os aseguro que la consiguen porque acabamos todos como tiene que ser ¡chupándonos los dedos !

El postre es «coca de llanda», un dulce muy típico de nuestra tierra. La acompañan de helado de horchata, este es sin duda un guiño a la zona, cuna del cultivo de la chufa.

«Nostre Bar» abrió sus puertas en 1968 y se ha caracterizado por mantener la tradición de las tapas típicas de la huerta. Si vais podéis disfrutar de «sang de ceba», «capellans torrats» o incluso de un «all i pebre». Ha sido el primer establecimiento de la comarca en celebrar una calçotada en la calle. «Nostre Bar» forma parte de esos establecimientos que luchan por ofrecer y dar a conocer platos tradicionales que forman parte de nuestras raíces. Prueba de ello es que en abril celebran el día  de la «paella de fetge de bou» (paella de hígado de toro,) un arroz muy auténtico y desconocido que también tendremos que ir a probar. En este enlace os dejo su perfil de Facebook. 

6 Comentarios
  • Ana
    Publicado a las 21:05h, 11 febrero Responder

    En el Nostre Bar probé por primera vez els calçots y este año repetimos! Gracias por la información Carolina!!! Nos vemos el 20.

  • Elena
    Publicado a las 20:31h, 22 febrero Responder

    Muy recomendable, Carol. Los calçots son un manjar para el paladar pero lo que hace única a la Calçotada del Nostre Bar es el ambientazo y el buen rollo de la gente. Todo el mundo llega contento y se va todavía más

  • Mayte Lluch Fito
    Publicado a las 21:59h, 22 febrero Responder

    Se’n fa la boca aigua Carol!!! Morrinya per la terreta

Publica un comentario