Restaurante Ciro «Creativiñam». Turismo Gastronómico

Restaurante Ciro «Creativiñam». Turismo Gastronómico

Comer en Ciro es disfrutar de una cocina creativa elaborada con materia prima de primera. Es un restaurante que ofrece menús trabajados y mimados, con una buena relación calidad precio.

El Restaurante Ciro está situado en el barrio de Campanar, en Valencia ciudad. Al frente del equipo están Julio en la cocina e Inés en la sala.  Desde Ciro nos han contado que tienen una extensa trayectoria profesional y que han trabajado en restaurantes en los que han defendido la estrella Michelin. En 2011 abrieron el Restaurante Ciro, desde 2015 continúan su proyecto en un nuevo local más grande, el cual según nos han dicho les ha dado «mucha ilusión para seguir evolucionando».

Teníamos muchas ganas de disfrutar su concepto de cocina, lo denominan ‘Creativiñam’, y en sus perfiles de redes sociales  lo definen como «una experiencia gastronómica basada en la creatividad, con productos de mercado y precios consecuentes». Después de nuestra experiencia os puedo decir que es tal cual.

Experiencia Gastronómica

Nosotros fuimos un viernes a mediodía, os recomiendo que reservéis previamente. Cuando llegamos nos sentimos muy a gusto y nos atendieron de maravilla desde el principio. De hecho nos gustó mucho que tuvieran la deferencia de preguntarnos si éramos alérgicos o si teníamos alguna intolerancia, eso nos hace una idea de la profesionalidad con la que trabajan.

Durante la semana, en «Mediodías Ciro», se puede elegir entre tres menús de 16€, 19€ y 25€, la diferencia está en la cantidad de tapas. Nosotros elegimos el menú de 19€ que tenía cuatro tapas, un plato principal (a elegir entre cuatro) y tres postres. El de 16€ tiene dos tapas y el de 25€ tiene seis tapas. El fin de semana el menú es de 20€, consta de cuatro tapas, plato principal y tres postres.

Empezamos con un ‘Airbaguete de presa ibérica’, lo podéis ver en la primera fotografía, la calidad de la materia prima es una delicia para el paladar. Seguimos con ‘Huevas de merluza aliñá y aguacate’, toda una explosión de color y sabor. Degustar las ‘Empanadillas de maíz, salmón y algas’ es imaginar el trabajo artesanal que se hace en la cocina del restaurante, al mismo tiempo que aprecias un contraste de sabores. Por último comimos ‘Panceta, alcachofas, tupinambo y caviar de mujol’, nos sorprendió que la panceta diera lugar a un plato tan exquisito, iba acompañada por algunos productos que desconocíamos y nos gustó mucho.

En todos los platos se disfruta de un producto de calidad, desde Ciro nos han contado que trabajan «con proveedores del barrio, algunos de ellos tienen puesto en el Mercado Central de Valencia. En algunas ocasiones innovamos con producto no valenciano porque nuestro fin es elaborar menús con bases tradicionales pero con toques distintos, el fin de esto es, que nuestros clientes coman diferente a como lo hacen en su casa».

Como plato principal elegimos ‘Arroz de pulpo y sepia’, mirad la fotografía y seguro se os hace la boca agua. El arroz estaba en su punto y el sabor era excelente. Lo sacan en una cazuela para que cada comensal se sirva, éramos dos y ponen cantidad suficiente para poder repetir. El resto de platos a elegir eran: ‘Arroz de carrillera en Escabeche’, ‘Ternera con su estofado y verduritas’ y ‘Bacalao con guisantes, anchoa y tomate seco’.

Restautante ciro postre

Terminamos con tres minipostres de chocolate, cremoso y fruta, mirad la fotografía, estaba delicioso. Fuimos con muchas expectativas al Restaurante Ciro y se cumplieron. Ya tenemos ganas de repetir nuestra experiencia ‘Creativiñam’.

2 Comentarios
  • Mayte Lluch Fito
    Publicado a las 21:59h, 26 mayo Responder

    Creativiñam; m’encanta el concepte. La propera visita a València ho tindrem en compte.

Publica un comentario